AVISO 1/2021 METROMADRID – Luchemos juntos por un futuro sin amianto en Metro.

Hay que remontarse a enero de 1992 para ver la primera mención que hace la Inspección de Trabajo de la posible existencia de este cancerígeno en Metro de Madrid. Esta mención la aprovechó entonces una diputada (M.T.L.C.) del PP en la Asamblea de Madrid, entonces en la oposición, para preguntar sobre las medidas a adoptar por la Agencia de Medio Ambiente con respecto al problema que plantea la manipulación de fibra de amianto en las obras de algunas estaciones de Metro Madrid. Esto se le debió olvidar tanto a ella como a su partido cuando dos años más tarde pasaron a ser los máximos responsables de Metro de Madrid hasta el día de hoy. Por ello, catalogamos de inaceptable que no haya ningún político imputado desde que se conoce la presencia de este cancerígeno en esta empresa, que sólo usan de propaganda política barata.

Se siguen sucediendo gobiernos del Partido Popular, Consejeros Delegados, Comisiones de Investigación, denuncias a la Inspección de Trabajo compañeros afectados y fallecidos. Incluso es bien conocido que existe un informe de 2003 en el que la empresa admite la presencia de Amianto en trenes clásicos, 5000 1ª serie y 64 estaciones de la red. A pesar de todo esto, a día de hoy seguimos esperando que cumplan con el último “compromiso” acordado con la parte social en la Comisión de Desamiantado, el pasado 24 de septiembre del 2020. Supuestamente se nos inscribiría en el RERA a fecha 15 de diciembre de 2020, con las consecuentes mejoras en nuestra seguridad laboral que después de tantos años luchando por ello nos abrió una luz de esperanza, pero se ha convertido en otra promesa en vano.

A día de hoy esta empresa, a pesar de las victimas a causa del Amianto y de que no para de aparecer este cancerígeno en instalaciones y trenes, sigue anteponiendo la producción a la Prevención de Riesgos Laborales de trabajadores y trabajadoras. Varias son ya las ocasiones en las que delegados de nuestro sindicato han tenido que personarse en depósitos para paralizar trabajos que conllevaban una exposición manifiesta al Amianto. Cuesta creer que se siga esta línea en una empresa en la que ya han fallecido 6 trabajadores, y realmente se desconoce el número de trabajadores reales afectados, que lamentablemente aparecerán pasado un tiempo. No les importa que ya haya 7 responsables imputados por el Ministerio Fiscal, sabiendo que desde 2002 está prohibida la utilización, producción y comercialización de Amianto en la UE.

Tras el parón que nos ha impuesto la pandemia se retoman las declaraciones. Por ello, os llamamos a apoyar a las familias afectadas por este drama laboral y a participar en las protestas que buscan mejorar nuestras condiciones de Salud en el trabajo, los días 11, 12 y 13 de diciembre de 9 a 11 horas acudiendo los juzgados de Plaza de Castilla donde declararán los responsables de Metro de Madrid acusados de tres delitos: contra los derechos de los trabajadores, por homicidio imprudente y por lesiones por imprudencia.

Toda la lucha que mantenemos tiene un objetivo claro, la eliminación de este maldito veneno de nuestros puestos de trabajo, la compensación a los afectados y sus familias y el castigo a los culpables de exponernos a él. Debemos ser constantes y no dejarnos arrastrar por el miedo que pretenden inculcarnos por paralizar trabajos, siendo todo lo contrario, tenemos que hacer fuerza para que nos den la formación y reconocimiento necesario para realizar nuestro trabajo con la máxima protección que marca la legislación vigente, tal y como debía haber sucedido desde hace años.