Sección de Metro – AVISO 2/2016 – ¿TRANSPARENCIA EN LOS EXAMENES DE MAQUINISTAS?

¿TRANSPARENCIA EN LOS EXAMENES DE MAQUINISTAS?

Tras las numerosas protestas, que desde ayer corrieron a través de las redes sociales, denunciando irregularidades en el proceso de exámenes para Maquinistas, el lunes 11 nos reunimos los Sindicatos que formamos parte del Comité de Empresa para poner en común dichas irregularidades y pedir explicaciones a la Dirección. Se mandó un escrito exigiendo una reunión urgente e inmediata con el Consejero Delegado, el Secretario General y/o la Directora General de Gestión de Personas, pidiendo en el mismo la anulación del proceso, por entender que se habían roto los principios de igualdad y anonimato de los aspirantes.

También se redactó una nota de prensa dando cuenta de lo ocurrido y se envió un escrito a la Presidenta de la Comunidad de Madrid, solicitando que tome cartas en el asunto, ya que este proceso se ha financiado con dinero Público.

A las 13:30 se celebró la reunión con la Dirección, a la que acude la Directora General de Personas y sus colaboradores. Nos explican que el proceso consta de dos pruebas, una primera que corresponde al test psicotécnico, y otra que es la prueba de competencia (personalidad). Los test se consideran una prueba de aptitud, que otorga el corte, dando el apto o no apto. La de competencia es la importante ya que marca la posición del aspirante en el proceso. Tea-Cegos les comunica que existe confidencialidad porque separaron delante de los aspirantes la parte troquelada donde constaban los datos personales, guardando en distintas cajas los exámenes y la parte de los datos personales. Además solicitarán un notario para que verifique que, el número de exámenes es el mismo que el número de asistentes, para certificar que ningún examen salió de las aulas. Entienden que el proceso ha sido transparente porque las fotos que circulan no coinciden con los cuadernillos de los test al estar en blanco y negro y tener la grapa en un lateral. Además manifiestan que de la prueba de competencia no se ha filtrado nada en las redes sociales, y que, Metro se reserva la posibilidad de ejercer las medidas jurídicas correspondientes contra aquellas personas que siembren dudas o denuncien públicamente al proceso de falta de transparencia o fraude.

Solidaridad Obrera señaló que la cadena de custodia se ha roto y que todo el proceso está ya contaminado, por lo que la “transparencia y la igualdad” del proceso quedan muy ensombrecidas.

En primer lugar porque tenemos numerosos testimonios directos, a los que se añaden un gran número de aspirantes que se han puesto en contacto con nosotros (y con el resto de sindicatos) que desdicen a Tea-Cegos; en ningún caso se separaron los datos personales (la parte troquelada) de las respuestas en presencia de los aspirantes, dejando bajo sospecha el anonimato en la corrección; y en segundo lugar, porque los test que aparecen en las redes sociales sí son exactamente iguales a los que se incluyeron en las pruebas, como testifica el propio Twitter oficial de Metro, que publica una foto de la prueba donde se puede identificar perfectamente el test, foto que se ha publicado en diversos medios de comunicación escrita; y siendo estos los que determinan el apto o no apto a la siguiente prueba de competencia, se rompe con ello el principio de igualdad entre los aspirantes.

Les instamos a que exijan las responsabilidades correspondientes a esta empresa privada, que se subsanen todos los errores cometidos, repitiendo el proceso si no hay otra forma de garantizar la igualdad y el anonimato de los aspirantes, en aras de salvaguardar tanto la transparencia del mismo como el buen hacer de la Compañía, la tan nombrada Marca Metro, (para ello han creado la Dirección de Estrategia, Marca y Cultura Corporativa, se supone). Si el Consejero Delegado admite en prensa, que algún aspirante pudo reconocer el cuadernillo de test y subirlo a la red, les recordamos que este proceso se ha financiado con dinero Público, y que la empresa Tea-Cegos se ha limitado, al parecer, en utilizar unos test que, en el mejor de los casos, existen ya en el mercado, quizás porque el presupuesto que barajaban no era suficiente para elaborar ellos mismos unos test específicos para esta convocatoria.

De no ser así, quizás haya que buscar entre la Dirección de Metro quién deba asumir la responsabilidad de lo sucedido.

Madrid 12 de enero de 2016

Por Solidaridad Obrera

 

La Junta Sindical