AVISO 21/2018 MetroMadrid – EL RADÓN Y LA CALIDAD DEL AIRE

EL RADÓN Y LA CALIDAD DEL AIRE

Desde Solidaridad Obrera hemos denunciado ante el Consejo de Seguridad Nuclear y la Inspección de Trabajo que Metro incumple todos los protocolos de medición que exige la Ley para medir la exposición de los trabajadores y trabajadoras a radiaciones ionizantes, o sea, la exposición al Radón. En evaluaciones de riesgos de distintos Colectivos, Metro venía poniendo directamente “No Procede” llegado este apartado de radiaciones ionizantes, como si tener las instalaciones subterráneas no fuese causa obligada precisamente para que no sólo procediese, sino que es de obligado cumplimiento. Es decir, la Ley, obliga a realizar un estudio del impacto radiológico en los lugares de trabajo bajo tierra, que debería haberse realizado desde hace seis años. A pesar de intentar en las reuniones con la Dirección que se hicieran estos estudios, sobre todo para descartar que exista cualquier riesgo de radiación para trabajadores y trabajadoras de Metro, siempre se han negado a realizar este protocolo de obligado cumplimiento, dando por buena una medición realizada en 2001, que está muy lejos de cumplir la normativa actual (en vigor desde 2012).

Tras la denuncia en Inspección de Trabajo, Metro queda obligado a realizar el estudio del impacto radiológico antes de cinco meses, debiéndose ajustar así a la normativa en vigor. Desde Solidaridad Obrera vamos a hacer un seguimiento exhaustivo de este estudio, y valorar tanto la realización (si se ha hecho en los puntos de la red donde debe hacerse, o no) como sus resultados, para conocer el alcance del riesgo al que podemos estar expuestos.

El 8 de febrero, se formalizó por fin, ante la Dirección General de Industria, Energía y Minas de la Comunidad de Madrid la “Declaración de actividad laboral en la que existen fuentes naturales de radiación”, de acuerdo con lo establecido en el Reglamento sobre Protección Sanitaria contra las Radiaciones Ionizantes, aprobado por el Real Decreto 783/2001 (BOE 26/07/2001) y modificado parcialmente por Real Decreto 1439/2010, de 5 de noviembre (BOE 18/11/2010), algo que se debía haber hecho en enero de 2013. Esperemos que las mediciones se hagan con más celeridad.

Los trabajadores debemos saber a qué estamos expuestos y poder erradicar los riesgos. El gas Radón es la segunda causa de cáncer de pulmón según la Organización Mundial de la Salud, OMS, y Madrid tiene estas radiaciones naturales, es la segunda comunidad del estado, tras Galicia, en estas emisiones. Dato que el Consejero Delegado de Metro ignora, como tantas cosas, o lo obvia, como tantas otras, en sus declaraciones radiofónicas. Precisamente en este mes ha entrado en vigor una normativa que establece la obligatoriedad de medir estas emisiones en superficie en relación a las viviendas. En Madrid capital las emisiones de Radón más importantes se dan en la ribera del Manzanares, zona en la que la red de Metro tiene varias estaciones con sus correspondientes instalaciones. La concentración de este gas natural en una habitación o recinto es el peligro, la solución es la ventilación. Por ello las mediciones deben de ser periódicas y continuadas, y la adecuación de la renovación del aire se hace imprescindible.

Solidaridad Obrera ha exigido, por otra parte, que se establezca una red de medición del aire en el suburbano tal como existe en superficie. Si hay alarma en el exterior por contaminación, es evidente que esa concentración de partículas (dióxido de nitrógeno, dióxido de azufre, dióxido de carbono…) puede ser incluso mayor en el subsuelo. Ahora mismo estamos huérfanos de esos datos. Por ello hemos cursado la consiguiente petición al Comité de Seguridad y Salud exigiendo 23 estaciones con los analizadores necesarios para la medición correcta de los niveles de gases y de partículas.

ASAMBLEA DE LA FEDERACIÓN LOCAL DE MADRID

Como cada primer lunes de mes, el próximo 5 de marzo a las 19:00h está convocada la Asamblea de la FL en la calle Espoz y Mina, 15. En la asamblea además de informar de la actividad de todos los sindicatos de Solidaridad Obrera en los diversos ramos de la producción, se toman acuerdos sobre la actividad general (Huelga feminista 8 de marzo.- Manifestación 17 de marzo contra la Ley Mordaza.- Movilizaciones por las pensiones.- Preparación del 1º de Mayo.- revista El Solidario)

PARA  VER EL AVISO PINCHAR AQUÍ AVISO 212018

Madrid, 26 de febrero de 2018

Por Solidaridad Obrera

LA JUNTA SINDICAL

AVISO 02/2018 MetroMadrid – LA INSPECCIÓN DE TRABAJO OBLIGA A METRO A ACTUAR

LA INSPECCIÓN DE TRABAJO OBLIGA A METRO A ACTUAR
 
La Inspección de Trabajo obliga a Metro a tomar medidas en distintos temas que hemos denunciado por poner en riesgo la salud e integridad de los trabajadores y que la Dirección se negaba a resolver.
 
La Inspección de Trabajo ha actuado en el tema del Amianto tras la comparecencia del 21 diciembre con el Servicio de Salud Laboral, el Área de Prevención y los Delegados de Prevención. Tras comprobar que hay distintas secciones cuyos trabajadores y trabajadoras han estado expuestos al polvo de amianto, con el consiguiente riesgo de padecer asbestosis, obliga a Salud Laboral de Metro de Madrid a efectuar controles exhaustivos anuales a quienes por su trabajo han estado expuestos a este riesgo por haber manipulado amianto durante un tiempo prolongado. La resolución exige que se haga además, un control bianual a quienes hayan estado expuestos a este riesgo en un periodo menor. Si cualquier compañero o compañera, cree que ha podido estar expuesto, por haber manipulado elementos con amianto, a este riesgo y no ha recibido ninguna citación para pasar un control específico de la salud, debe ponerse en contacto con Salud Laboral o con este sindicato para exigir este control. La Inspección da plazos de uno, dos y tres meses para realizar multitud de tareas relacionadas con este tema a las que Metro deberá dar cumplimiento: Realización de protocolo de trabajo en caso de encontrarse con algún elemento con amianto. Realización de un mapa de lugares donde hay amianto (estaciones, subestaciones, túneles, depósitos…) y plazo establecido por Metro para su eliminación, además de realizar una evaluación especifica de riesgos y medidas preventivas. Finalmente Metro deberá emitir un certificado en el que se determine la eliminación del amianto en su totalidad del Material Móvil.
 
Desde Solidaridad Obrera hemos denunciado que Metro incumple todos los protocolos de medición que exige la Ley para medir la exposición a radiaciones ionizantes, o sea, la exposición al Radón. En evaluaciones de riesgos de distintos Colectivos, Metro ponía “No Procede” llegado este apartado de radiaciones ionizantes. Pues bien, la Ley, obliga a realizar un estudio del impacto radiológico en los lugares de trabajo bajo tierra, que debería haberse realizado desde hace seis años. A pesar de intentar en las reuniones con la Dirección que se hicieran estos estudios, sobre todo para descartar que exista cualquier riesgo de radiación para trabajadores y trabajadoras de Metro, siempre se han negado a realizar este protocolo de obligado cumplimiento, dando por bueno uno realizado en 2001, que está lejos de cumplir la normativa actual (en vigor desde 2012). Tras la denuncia, la Inspección de Trabajo, obliga a Metro a realizar el estudio del impacto radiológico antes de cinco meses, debiéndose ajustar así a la normativa en vigor. Desde Solidaridad Obrera vamos a hacer un seguimiento exhaustivo de este estudio, y valorar sus resultados para conocer el alcance del riesgo al que podemos estar expuestos. 
 
Otra situación que también hemos denunciado, por no obtener respuesta alguna por parte de la empresa, afecta a los y las Maquinistas de Tracción Eléctrica, en la cabecera de Línea 3, en Villaverde Alto, donde se realiza la maniobra de Auto-Shunt, cuando hay trenes en el saco, y se detiene el tren antes del punto de parada preciso, dejando sin visión al Maquinista que se hace cargo del tren, realizando la maniobra de forma “ciega” y desconociendo si el MTE que ha llegado con el tren ha regresado o no a la cabina de cola, con el consiguiente riesgo de arrastre. Por ello, la Inspección de Trabajo ha resuelto solicitar una evaluación específica del puesto de trabajo del MTE en la estación de Villaverde Alto, Auto-Shunt, y qué medidas se deben adoptar. Dejando en evidencia así a la Dirección de Metro (Salud Laboral y Seguridad Ferroviaria) que no estimaba necesario realizar ninguna modificación, ni adoptar medida alguna para corregir y evitar este riesgo, a pesar de las múltiples propuestas que realizamos en este sentido (cambiar la bretelle llevándola a la distancia necesaria para no interferir en la maniobra de parada del tren; instalar una cámara de TV que permita al MTE que se hace cargo del tren visionar el andén en el momento de iniciar la maniobra de Auto-Shunt; aumentar una rotación y realizar la maniobra con dos agentes).
 
Tenemos varias denuncias más interpuestas ante la Inspección de las que iremos dando cuenta según se vayan produciendo resoluciones.
 
En el mismo sentido, continuamos denunciando sistemáticamente a través de las redes sociales, la falta de plantilla que padecemos en todos los sectores de la empresa, bajo los hastag #ContratarMaquinistasYa y #CreaciónDeEmpleo 
Todas y todos somos responsables de defender el servicio público que prestamos, trabajadores y usuarios. Por ello, debemos hacer pública la información sobre la falta de plantilla y sus consecuencias tanto para trabajadores (deterioro de las condiciones de trabajo, aumento de estrés, desplazamientos…) como para usuarios (aumento de intervalos, desatención, averías de instalaciones y material móvil…)

Madrid, 9 de enero de 2018

Por Solidaridad Obrera

LA JUNTA SINDICAL